Kurdistan y Palestina

Opinión
Tipo y tamaño de letra

Por qué Palestina sí y Kurdistán no ?
O por qué Kurdistán no y Palestina sí?
La respuesta es muy simple- no justicia ni derechos humanos, no derechos históricos o autodeterminación de los pueblos. La respuesta es otra- intereses y política. Mezclada por supuesto con mucho antijudaísmo, comúnmente llamado antisemitismo.

Por qué Palestina sí y Kurdistán no ?
O por qué Kurdistán no y Palestina sí?
La respuesta es muy simple- no justicia ni derechos humanos, no derechos históricos o autodeterminación de los pueblos. La respuesta es otra- intereses y política. Mezclada por supuesto con mucho antijudaísmo, comúnmente llamado antisemitismo.
Los kurdos existen como grupo étnico hace ya decenas de siglos y hoy día viven en su mayoría en 4 países que constituían la antigua Kurdistán: Turquía, Siria, Irak e Irán. Se calcula que alrededor de 30 a 50 millones de kurdos hay en la zona.
En la época previa a la Primera Guerra Mundial vivían en el Medio Oriente y en la península arábica árabes cuyo sueño era crear la Gran Nación Árabe.
Finalizada la Primera Guerra Mundial las naciones vencedoras decidieron dividir los territorios que estaban anteriormente bajo dominio turco y crear nuevos países. Estos países fueron creados sin tener en cuenta a los diferentes grupos étnicos que vivían en la zona. Siria, Irak, Jordania y Líbano, países que nunca habían existido fueron creados. Los kurdos quedaron sin derechos nacionales y gran parte de ellos bajo el gobierno turco donde sufren de represión hasta hoy día.
El caso de los palestinos es completamente diferente. El pueblo palestino no existió como tal antes de 1967.
Desde la creación del Estado de Israel en 1948 hasta junio de 1967 los palestinos de la Cisjordania no tenían pretensiones nacionales y vivían en Jordania. Gaza estaba administrada por Egipto.
Los judíos que también vivían en la zona, más los emigrantes que volvían a la Tierra de Sion tenían una identificación nacional muy clara. Esta se vio reflejada en los Congresos Sionistas realizados desde 1897 y por la Declaración Balfour hace 100 años. Al dividirse los territorios del Imperio Otomano finalizada la Primera Guerra Mundial los judíos lograron que parte de la histórica Tierra de Israel fuera reconocida como el lugar histórico del pueblo judío. En otra parte de la histórica Tierra de Israel fue creado el Estado de Jordania.
Kurdos, drusos y otras minorías no fueron reconocidas y quedaron divididas entre diferentes países. Así llegamos a los conflictos de hoy día entre diferentes grupos étnicos especialmente en Siria y en Irak.
Hoy día el mundo reconoce el derecho a un Estado Palestino pero no reconoce el derecho de los kurdos a un estado independiente. El caso más paradójico es el de Turquía. El Estado Turco acusa a Israel de crímenes de guerra contra los palestinos. Paralelamente la represión turca contra los kurdos es más severa que la que ellos dicen Israel adopta contra los palestinos. Pero para ellos los terroristas aquí son los israelíes, en Turquía los terroristas son los Kurdos.
Al final de la Primera Guerra Mundial, en la que ayudaron a los aliados contra el Imperio Otomano, los kurdos lograron que, en recompensa, el Tratado de Sèvres de 1920, que trazaba las nuevas fronteras de Medio Oriente, estableciera la independencia del Kurdistán. Sin embargo, ese tratado nunca se ratificó y fue sustituido por el de Lausana, en 1923, que omitió por diversos intereses, entre ellos los petrolíferos, aquella promesa hecha al pueblo kurdo. El territorio que históricamente le pertenecía fue repartido entre Turquía, Irak, Irán, Siria y Armenia.
Kurdistán, tanto la turca como la del resto de los países de la zona reune la suficiente cantidad de factores por los cuales pueda definirse como nación con derecho a la autodeterminación. Les falta lo más importante que es el reconocimiento de la ONU. Los palestinos recibieron este reconocimiento no por ser un grupo étnico definido sino por ser habitantes de la zona. Israel quien también fue reconocida por la ONU sí está constituída por un grupo étnico.
En un mundo de contradicciones, particularmente en política exterior, no parece sorprendente que el mundo haya abordado la cuestión de la Palestina y Kurdistán de maneras muy diferentes.
Hay otros casos de grupos étnicos que no han logrado que sus derechos nacionales sean reconocidos y fueron conquistados como ser Tibet a manos de China, Sahara Español ocupada por Marruecos, Chechnia por Rusia y otros.
El caso de Kurdistán abandonará posiblemente la atención mundial como el resto de los casos salvo Palestina.
También hay decenas de reclamos territoriales de los cuales podemos destacar Gibraltar, Ceuta y Melilla, las Islas Malvinas, Cachemira…
Y no quiero hablar sobre Catalunia…
Volviendo a la pregunta del principio: por qué Palestina sí y el resto no ? La respuesta como he dicho al principio es simple.