Preparar la mesa de Shabat es una motivación especial. Empezamos haciendo la lista de lo que queremos cocinar, luego la lista de las compras que haremos para llevar a cabo las preparaciones y después......¡entramos a la cocina!
Y este es un momento muy importante, en el que empezamos imaginando la alegría que llevaremos a nuestra mesa, con los bocados sabrosos. Y por sobre todo, es la oportunidad de agradecer a Hashem por darnos la oportunidad y los medios para cubrir la mesa con el mantel blanco y celebrar el Shabat con amor.

El color naranja es uno de los más seductores si de comida se trata. Y en esta preparación, se luce.
NARANJA, NARANJA
Ingredientes
1 kg. de naranjas
½ kg. de zanahorias
¼ kg. de brotes de soja
3 cucharadas de aceite de oliva
1 cucharadita de pimentón dulce
Y dos ramitas de menta fresca (o romero)

BIENVENIDO SHABAT EN MI MESA
Hay recetas tradicionales que no sabemos bien cuándo fue la primera vez
que la saboreamos, pero sabemos sí, que nos encanta desde el primer día.
Algo así nos pasa con esta receta, que seduce siempre...y más todavía cuando la servimos en Shabat con nuestra mejor sonrisa.

BIENVENIDO SHABAT A MI MESA

Nada más apropiado para el verano (el verano que empezaremos a disfrutar en Jerusalem) que las sopas frías a base de vegetales, que nos refrescan, nos alimentan y hasta nos ayudan a tener un cutis precioso para todo el año. Para este Shabat, los convido con la SOPA FRIA DE PEPINOS.

Ingredientes
300 grs. De pepinos
½ cebolla picada
2 tazas de leche de soja
1 cucharadita de polvo curry
1 cucharadita de mostaza
½ taza de perejil fresco picado
Sal y pimienta a gusto
Elaboración
Pelamos y rallamos los pepinos, picamos las cebollas y mezclamos todo con el polvo curry, leche de soja (que no aporta ácido úrico ni colesterol) sal, pimienta y mostaza. Pasamos todo por la licuadora para mejorar la textura y servimos bien fría, rociada con el perejil picado por arriba, en cada cazuela.
Es una preparación deliciosa, totalmente saludable, que puede acompañarse con tostadas de pan negro.
¡Shabat shalom!
Receta elegida del capítulo de bajas calorías del libro "El Sabor de los Recuerdos" de Silvia Ginerman.
CONTINUAMOS CON LAS CLASES DE COCINA TRADICIONAL JUDIA TODOS LOS LUNES DE 14 Y 30' A 16 HS. INFORMES: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. - 0525 801 228

BIENVENIDO SHABAT A MI MESA

BIENVENIDO SHABAT A MI MESA
Las berenjenas son personajes importantes en cuanta obra culinaria participen. Tienen un sabor intenso que domina el panorama gustativo, y como si fuera poco, son deliciosas. Integradas a cantidad de recetas en Israel y sus alrededores, las encontramos en todas las mesas como ensalada, como plato principal y....hasta hay quien prepara ¡dulce de berenjenas!

BIENVENIDO SHABAT Y SHAVUOT A MI MESA

Nos estamos acercando a la festividad de Shavuot y nos preparamos para recibir la Torá, con estudio, con tefilá y saboreando los bocados típicos tradicionales de este jag.

Las cazuelas son muy prácticas de preparar y servir. Es una de las preparaciones que podemos decir que la hacemos con "lo que hay en la heladera", variando los vegetales según existencia en casa. Esta de pollo es muy sabrosa y picantona.
Les paso un "secreto": la pueden servir caliente como cazuela o fría como salpicón.

MI MESA JUDIA SIN FRONTERAS
De todas, esta mermelada es mi preferida. Es la que procuro tener siempre, tanto para disfrutar sobre un pancito como para bañar un helado de limón o rellenar una torta de chocolate. Siempre me sale bien y es ¡lo máximo!

Los jugos de vegetales, verduras y frutas, ¿son sopas frías? ¿O tragos largos? ¿O licuados? ¿O exprimidos? O...o como quieras llamarlos.
Cada jugo tiene una función especial para el organismo, según sus ingredientes. Algunos nos aportan más vitaminas, otros más minerales y así podemos disfrutarlos aprovechando sus ventajas.

MI MESA JUDIA SIN FRONTERAS

Si juntamos una buena masa con los fantásticos productos vegetales y agregamos "ese toquecito" de sabor del recuerdo, no puede salir otra cosa que una preciosura. Como este pastel de chauchas que saboreo desde siempre y que con placer les convido.
PASTEL DE CHAUCHAS ESPECIAL
Ingredientes para la masa
4 tazas de harina
5 cucharaditas de polvo de hornear
1 cucharadita de sal
1 taza de aceite
1 taza de agua hirviendo
Ingredientes para el relleno
350 grms. de chauchas cortadas y despuntadas
2 tazas de ajíes morrones rojos y verdes, cortados en trozos
1 taza de cebolla picada
½ taza de pulpa de tomates
1 cucharadita de orégano
Sal y pimienta a gusto
2 cucharadas de avena laminada o pan rallado o harina de matzá
2 huevos
Elaboración
Preparamos la masa mezclando en un bol los ingredientes secos y luego volcamos el aceite y agua hirviendo. Revolvemos formando un bollo, estiramos fino la mitad de la masa y forramos la base de un molde de fondo desmontable. Cocinamos en horno a 180º hasta que pierda la cara de cruda, y retiramos.
Mientras tanto preparamos el relleno: cortamos las chauchas en trozos y despuntamos. Rehogamos la cebolla, agregamos los ajíes y cuando empiezan a dorarse, incorporamos la pulpa de tomates, chauchas cortadas y agua suficiente para que se cocinen. Cuando están "al dente", retiramos, agregamos orégano, sal y pimienta y avena (o pan rallado, o harina de matzá).
Mezclamos, incorporamos los huevos apenas batidos y volcamos toda la preparación en la base de masa precocida. Cubrimos con la otra mitad de la masa, pinchamos con un tenedor marcando las porciones, pintamos con yema apenas diluída en agua y cocinamos en horno a 180º hasta que se dore toda pareja. También se puede hacer como tarta, sin la tapa superior. En ese caso, hacemos la mitad de la masa.
Es un plato completo para servir caliente, tibio o frío.
Receta elegida del libro "Pasión por el Sabor" de Silvia Ginerman
CONTINUAMOS CON LAS CLASES DE COCINA JUDIA TRADICIONAL Y MODERNA. TODOS LOS LUNES DE 14 Y 30 A 16 HS. Informes: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.